PENSANDO EN EL RETIRO?

La jubilación es una idea relativamente nueva.

Esto, como la seguridad social, vino a la altura de la Revolución Industrial en la que el trabajo en las fábricas dependía de la fuerza muscular de la masa trabajadora.

 

Hoy, la mayoría de nosotros vamos a trabajar y usamos nuestras mentes, no nuestro cuerpo. Como resultado, con el paso del tiempo, nos volvemos mejores y mejores ganando sabiduría y experiencia. Y encima, como la Era de la Información hizo sombra de la Revolución Industrial, el retiro es un objetivo para muchos.

 

Pero el retiro puede no ser saludable para nosotros. Hasta el golfista más ávido se cansa del golf luego de jugar dos veces al día por seis meses. Y no hay nada en la televisión. Ahora qué? Por qué quieres dejar de trabajar, de contribuir, de servir?

Algo de lo que muy pocos hablan es de la importancia del propósito. Incluso en el retiro. Para muchos, golpear una pelotita blanca en un gran jardín no ofrece un propósito significativo y duradero. Francamente, es un crimen llevar a la gente más sabia y experimentada al retiro.

 

Hacer esto:

  • Priva a las organizaciones del conocimiento y la intuición adquirida a través de los años en las trincheras.
  • Crea una carga innecesaria en las familias, parejas y negocios.

 

La verdad es, que el retiro no debería ser el objetivo. Crear significado y hacer la diferencia debería serlo.

Busca maneras de servir a otros, hazte voluntario, dona tu tiempo, comparte tu sabiduría y contribuye con algo que va más allá de ti mismo. Aquellos que hacen esto, son los que por lo general sienten su retiro como la etapa más ocupada y satisfactoria de sus vidas.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *